Disciplina y constancia, las claves para un bailarín.

La danza es una actividad que requiere de mucho entrenamiento para poder lograr todos los retos y llegar a las metas que un bailarín se propone. En este arte se llega a comprender que para cumplir y superar los ideales es necesario trabajar con mucha pasión y constancia.

Es importante tener en cuenta que en la disciplina está el crecimiento y el fortalecimiento de un bailarín, reflejando en el escenario la práctica constante y la dedicación que se le da día con día.

Te compartimos algunos de los valores que deben de sobrar para tener éxito en el arte de la danza.

Puntualidad: No se trata de llegar justo a tiempo, se trata de aprovechar cada minuto previo, durante y posterior a las clases para poder hacer los ejercicios de calentamiento y poder dar lo mejor de ti.
La puntualidad se convierte en un hábito que te ayudará a conseguir muchas oportunidades.

Respeto: El respeto es fundamental en la danza así como en la vida diaria, hay que estar abierto a los cambios que pueda haber, así como a las críticas y el aprendizaje.
Respetar el tiempo de tus compañeros y maestros, además de que habla muy bien de ti, así como sus procesos de aprendizaje y enseñanza.

Consciencia del propio cuerpo: se constante y escucha a tu cuerpo, así tu sentido perceptivo te exigirá más para ser mejor. Cuando te centras en tu cuerpo y mente concibes el equilibrio que se espera para alcanzar tus objetivos.

La disciplina y la constancia son fundamentales para poner en práctica muchos valores y técnicas en la vida de un bailarín, por lo que en Studio 33 nos enfocamos en inculcar a nuestros estudiantes estas herramientas que no solo ayudarán en su vida como bailarines, si no que los definirá en su vida en general.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *